Blogia
¿Y POR QUÉ NO?

CARNET POR PUNTOS: SÍ O SÍ

CARNET POR PUNTOS: SÍ O SÍ

 

 El próximo 1 de julio hará dos años de la entrada en  vigor del carné por puntos, me gustaría plantearos este debate, ¿Qué opináis sobre esta nueva medida? ¿Os ha afectado, notáis que algo haya cambiado?

 

Los accidentes de tráfico son uno de los problemas más graves que sufre la sociedad española. Es una tragedia diaria que causa un elevado número de muertes, lesiones invalidantes y secuelas graves, sobre todo entre los jóvenes.

 

Las cifras son escalofriantes.La inseguridad vial y la siniestralidad son una catástrofe que diariamente, a su entrada en vigor, en nuestro país se cobraba una media de  16 vidas, 450 heridos y que se calcula supone un coste anual de 15.000 millones de euros.

 

Los accidentes son consecuencia, en su mayoría, de las actitudes de aquellos conductores imprudentes que en ocasiones demuestran una total falta de responsabilidad en la conducción.   De los accidentes con víctimas mortales las estadísticas nos dicen que  en el 32% de muertos aparece alcohol en sangre, el 28% de los fallecidos la velocidad es la causa y el 34% de las víctimas no llevaban el cinturón de seguridad.  Si lo sumamos todo vemos que más del 90% de lo accidentes mortales son evitables.       

 

Cinturón, casco, velocidad y alcohol forman el combinado que ocasiona esta tragedia colectiva y que, como tal, merece una respuesta colectiva de toda la sociedad. El carné fue el instrumento instaurado con el propósito firme de aumentar  el sentimiento de responsabilidad y la concienciación de cumplir las normas vigentes de circulación. 

 

Antes lo hacían solamente las campañas promovidas por el Gobierno sobre la necesaria utilización del casco y del cinturón de seguridad y las nefastas consecuencias del consumo de alcohol en la conducción, consiguiendo romper la tendencia al alza de los accidentes de circulación. Sin embargo, el objetivo es más ambicioso, se trata de reducir la siniestralidad drásticamente. La Unión Europea busca una reducción del 50% de las víctimas mortales que se producen en carretera en el periodo 2000-2010.

           

El carné por puntos introduce el concepto de  reeducación y sensibilización a los conductores infractores mediante actividades de reciclaje y concienciación que permitan recuperar aquellos puntos perdidos por cometer alguna infracción, el propio autocontrol se hará necesario en este nuevo sistema.

 

Se abre una nueva etapa donde la pedagogía de la responsabilidad será el elemento esencial. Es muy importante esta nueva filosofía en el permiso de conducir porque proporciona la gran transformación, de un sistema puramente sancionador a otro educativo, propio de sociedades que avanzan en la participación de la sociedad en las políticas públicas, y es que, en la defensa de la seguridad vial, todos tenemos nuestra cuota de responsabilidad.

           

No podemos olvidar que con él entramos en la dinámica de lucha contra esta siniestralidad que prima en Europa y que está produciendo notables descensos de la mortalidad en accidentes de tráfico en los países de nuestro entorno que aplican el carné por puntos. En Francia, por ejemplo, se redujeron  las muertes por circulación en el período 1992-2002 un 22%, Reino Unido es el país europeo con menos muertos por millón de kilómetros recorridos, mientras que en España en el período 1996-2002 sólo se consiguió reducir un 2%. 

 

En el año 2003, 116 personas perdieron la vida en las carreteras asturianas. En el año 2007 lo hicieron 50, parece que algo está cambiando.

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

3 comentarios

Sergio -

Confieso que siempre me pareció curiosa y simpática la figura del abogado del diablo, y que probablemente la única idea progre que no comparto del Concilio Vaticano II y que debió además de ser la única en ese sentido que se mantuvo, fue la de suprimirla en los procesos de canonización. Es una pena, porque yo ya indicaba implícitamente que iría gustosamente voluntario de abogado del diablo en el proceso para la canonización express ( ríete tú de la reforma zapateril del divorcio ) de Carol Wojtila [ que no me acuse nadie aquí de intrusismo profesional porque, aunque se llamara "abogado", no había que ser licenciado en derecho para serlo, no estoy seguro pero creo que la única condición era ser varón con uve).

OTROSÍ confieso que desde que oí por primera vez la expresión tengo ganas de usar "me allano a la demanda". Dado que no soy parte demandada, tendré que dejarlo para otra ocasión ( mi otra ilusión en la vida es hacer una traqueotomía de urgencia como en las películas, con un cuchillo de mesa y usando un boli bic como cánula, no sé por qué apuesto a que puesto al intrusismo practique con vosotros la abogacía y no la medicina, jeje) [ bueno, quizás los licenciados en derecho prefieran que practique la medicina, tal como está el panorama laboral xD ].

El caso es que casi casi me allanaría a lo que sostiene el abogado del diablo: no tengo ninguna evidencia empírica de que el carnet por puntos haya salvado ninguna vida, es sólo una intuición, y las intuiciones, como muy bien sabemos, a veces nos sorprenden cuando se someten al contraste de un estudio científico riguroso [ curiosamente, no obstante, hay un estudio de una universidad americana -me dicen mis contactos que los investigadores de las universidades americanas tienen mucho tiempo libre, qué envidia les deben de dar a los investigadores de UniOvi- según el cual la intuición es sorprendentemente eficaz, y hay casos de grupos que con menor información acertaron una cierta pregunta que grupos con una mayor información, si bien lo suficientemente imprecisa para no tener certeza.

Y casi que me allano a la postura del abogado del diablo porque ( lo han explicado múltiples veces en el newsgroup es.ciencia.matematicas mucho mejor que lo hago yo y con ejemplos reales ) la Dirección General de Tráfico solía tener la horrenda manía de informar con datos insuficientes y elegidos de forma torticera para aumentar la popularidad de las opciones que elegía; y yo, para todo el mundo, siempre he preferido aquello que decía Antonio Machado para los obreros: "a la clase obrera hay que decirle la verdad, aunque le duela". Por lo mismo, yo creo que la DGT debería suministrar todos los datos que posee y someterlos al escrutinio público: parque automovilístico por años, kilómetros totales recorridos, etc...

Aun así, de momento me puede la intuición y tengo el convencimiento moral de que el carnet por puntos ha salvado vidas [ admito inconsistencias en el razonamiento, pero siempre puedo retorcer los teoremas de Gödel para aparentar que no lo son xD ]

Guti -

Voy a ir por partes, y primero voy a hacer de abogado del diablo. Aunque tenga una importancia relativa, en aras del rigor me gustaría cuestionar algunos datos que se dan con frecuencia.

Ejemplo: de los accidentes con víctimas mortales las estadísticas nos dicen que en el 32% de muertos aparece alcohol en sangre (pero ¿está probado que sean la causa? ¿En qué porcentaje de desplazamientos sin accidente hay alcohol en sangre?), [para] el 28% de los fallecidos la velocidad es la causa (suponiendo que eso sea demostrable) y el 34% de las víctimas no llevaban el cinturón de seguridad (pero, ¿cuántas no-víctimas no llevaban el cinturón de seguridad?). Quiero decir con todo esto que 1) se suelen dar cifras sin indicar si hay alguna correlación significativa entre una cosa y otra (si, por ejemplo, el 34% de la gente va sin cinturón, es totalmente normal, y poco significativo, que el 34% de las víctimas no lleven cinturón).

Hecha esta apreciación, parece cosa de repelente niño Vicente, pero viene un poco al hilo de todo esto. ¿Es válida la cifra de muertos, para decir que sube o que no baja? ¿Acaso se ha mantenido constante el número de desplazamientos? Porque si el número de muertos el año pasado fue 1.000, y este año 1.002, pero este año hubo el doble de desplazamientos... la cifra de víctimas, en realidad, habrá descendido de manera espectacular.

Cifras aparte, que como digo no suelen ser muy serias: yo creo que el carnet por puntos está bien, y creo que ha influido lo suyo. Quizás sea efecto placebo, pero veo muuuuucha más gente por la autopista que no pasa de 120 km/h (o pasa por muy poco). Veo menos diferencias entre la velocidad de unos coches y otros (antes era muy normal que te adelantase un tipejo lanzado muy por encima de la velocidad límite). Queda mucho, mucho, por mejorar, pero en principio no me parece mal. Es más, quizás los coches deberían ir equipados con emisores, de manera que se registraran las infracciones automáticamente y sin lugar a errores. Y además, creo que las infracciones (¡toma audacia!) deberían reflejarse en una penalización en los impuestos directos, en términos de porcentaje. Si usas una carretera pública y andas haciendo el cabra, pues vas a hacer un donativo a la Seguridad Social... y proporcional a tus ingresos, que es como se sufragan estas cosas.

Sergio -

¿ Sí o sí ? Me quedo con el sí. No sé cuál será el caso de los demás, aunque por las cifras de las que hablamos no será rara una experiencia como la mía: yo ya he perdido en la carretera dos amigos, uno en 1989, otra en 2007... Y os aseguro que la tragedia que supone una sola muerte en accidente de tráfico ( y la mayoría son absolutamente absurdas y evitables ) es inenarrable para quien no la haya vivido cerca. Obviamente, mis amigos dejaron gente mucho más próxima a ellos que yo: padres, madres, hermanos, pareja... En mi experiencia, creo que quizás lo peor de todo es para los que los queríamos y quedamos... Una madre, una compañera sentimental, tras una pérdida así, sufren como pocas veces puede sufrir un ser humano.

Por ello, por mi experiencia personal, cada medida que se tome que permita salvar aunque sea una sola vida me parece una gema preciosa. He oído demasiadas veces que las multas eran medidas exclusivamente recaudadoras debidas a una Administración voraz, y nunca he estado de acuerdo; sin embargo, lo fundamental, es la educación... Y las retiradas de puntos no recaudan ( a veces tampoco reeducan, hay gente que se queda maldiciendo a los insensatos que se han atrevido a quitarle sus puntos, culpando a los demás de las consecuencias de sus imprudencias; conozco casos de gente que ha cometido imprudencias tales como para decirle: ¿ 5 puntos perdidos, majín, y te quejas ? ¡ Podías haber ASESINADO a una familia entera, con aquella acción ! ASESINADO, sí, así lo llamo yo... A mí me parece legítimo que quien se quiera matar, se mate, me da igual si con un tiro en la sien o chocando a 180 kms/h contra un muro... El caso es que muchas veces llevan a otros consigo, o incluso el causante del accidente resulta con heridas leves, o ileso, pero fallecen personas ajenas a la infracción, que iban en otro vehículo...

Creo que hablamos de cosas en las que , llegado el caso, debe intervenir incluso la vía penal. Había multitud de sentencias absolutorias de conductores procesados por tasas bestiales de alcohol en aire expirado dado que el juez consideraba que el solo dato de la tasa de alcoholemia ilegal no era prueba suficiente de que tuviera alterada la capacidad de conducción. Yo, con una formación científica, personalmente no estaba de acuerdo con esas apreciaciones, pues creo que hay evidencias sobradas de que, si bien 1,6 gramos/litro no afectan lo mismo a un tío de 1,85 de estatura y 110 kilos de peso que a una chica de 1,60 y 60 kilos, toda persona con una tasa de alcohol en sangre elevada ve disminuida su capacidad de reacción y afectada su percepción, como mínimo. Se ha cambiado la Ley y creo que se ha hecho bien... Yo siempre invito a quien no está de acuerdo con mis posiciones en esta materia, que admito que quizás son un poco extremas, a que no me replique a mí con sus argumentos, sino a la madre o a la viuda de una víctima inocente de un conductor insensato... Creo que nadie me ha rebatido ese argumento.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres